Nacionales

Jueces rechazan argumentos de narco «El Gringo» para salir de cárcel La Victoria

Santo Domingo, RD.- El brote de coronavirus en la cárcel La Victoria y su padecimiento de una insuficiencia renal crónica fueron las coartadas que utilizó el narcotraficante Manuel Emilio Mesa Beltré (El Gringo) para tratar de conseguir que le varíen la prisión por arresto domiciliario, pero los jueces no se lo permitieron.

La solicitud para que lo enviaran a su domicilio por un asunto de humanidad, fue tramitada ante la Oficina de Atención Permanente de Santo Domingo Este y ante el juez de Ejecución de la Pena de esa jurisdicción a principio de este mes. En ambos casos los magistrados se declararon incompetentes debido a que la sentencia que condenó a 30 años a El Gringo, no es firme y está en proceso de apelación.

Inconforme con la decisión de los jueces, los abogados de El Gringo interpusieron un amparo que insiste en lograr la libertad de su defendido, esto en momentos en que el Ministerio Público lo señala por nuevos actos criminales ocurridos recientemente.

Hace menos de una semana la Fiscalía del Distrito Nacional solicitó medida de coerción contra dos presuntos sicarios, a quienes supuestamente El Gringo le había pagado un millón de pesos para que asesinaran al hijo del también narco Jesús Pascual Cordero (El Chino).

Las autoridades establecieron que se trató de un ajuste de cuentas, supuestamente porque El Chino habría mandado matar personas cercanas a El Gringo.

Historial de El Gringo

El Manuel Emilio Mesa Beltré tiene un amplio historial criminal que incluye varios casos judicializados y reincidencias. Actualmente está preso en la penitenciaría nacional de La Victoria por una condena que le impusieron en mayo del año pasado cuando lo encontraron culpable de dirigir una organización criminal que se dedicaba al tráfico internacional de drogas y al lavado de activos.

De acuerdo con recortes de prensa, sus vínculos con el mundo del narcotráfico vienen desde 2010 cuando se le sindicó como parte de la red del narco que controlaba José David Figueroa Agosto. Las autoridades lo señalaban como uno de los principales cabecillas. Su trabajo era gestionar el lavado de activos a través de casas de cambio, controlaba el microtráfico de drogas en los barrios de la capital.

En septiembre de 2010, Mesa Beltré fue condenado a ocho años de prisión también por tráfico de drogas, sin embargo en mayo de 2014 la Corte de Apelación le otorgó la libertad condicional, pero dos años después volvió a tener problemas con la justicia.

En 2016 las autoridades lo acusaron de patrocinar una red de narcotráfico internacional que reclutaba mulas para sus actividades. En esa ocasión le fue dictado a un año de prisión preventiva en la cárcel La Victoria y el año pasado fue condenado a 30 años.

Etiquetas
Mostrar más

Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *