Salud

El triste final de José Vicente, María y Dudu, una familia unida en la batalla contra la leucemia en España

Viajaron al país luso para acudir a una boda y el trayecto de regreso terminó de la peor manera. En torno a las cuatro de la madrugada

Manilva.- Quienes conocían a José Vicente (54 años) y a María (56), así como a su hijo Eduardo (12), saben que esta familia de Manilva siempre se mantuvo unida, a pesar de la adversidad. El municipio malagueño todavía trata de digerir el triste final de estos vecinos, fallecidos en la madrugada de este lunes en un accidente de tráfico ocurrido en Portugal.

Viajaron al país luso para acudir a una boda y el trayecto de regreso terminó de la peor manera. En torno a las cuatro de la madrugada, el vehículo en el que se desplazaban colisionó con una furgoneta en la carretera de Proença-a-Nova, un municipio portugués perteneciente al distrito de Castelo Branco.

La pareja, de origen brasileño y portugués, llevaba más de 25 años residiendo en Manilva, donde era muy conocida y muy querida, así como su hijo. El pequeño Eduardo, según precisaron a SUR fuentes municipales, luchó contra la leucemia con el apoyo de su familia, pero también de todas las personas que se volcaron para arropar tanto al niño como a sus padres.

José Vicente se ganaba la vida como taxista, profesión que desempeñó en su última etapa en Estepona y a la que, con anterioridad, también se había dedicado en el municipio manilveño. María también destacó por su profesionalidad en multitud de empleos, muchos de ellos de la bolsa pública. Era muy apreciada en la comisaría de la Policía Local de la localidad, donde trabajó como limpiadora.

La noticia del siniestro mortal sacudió este martes a la localidad malagueña. El alcalde de Manilva, José Manuel Fernández, tuvo conocimiento del accidente a través de los medios de comunicación portugueses e inmediatamente contactó con las autoridades policiales para que averiguara si, como se confirmó, las víctimas eran los tres vecinos.

Ese mismo día, el Ayuntamiento convocó de urgencias una Junta de Portavoces en la que se decretó dos días de luto oficial a partir de la media noche, con las banderas oficiales ondeando a media asta. Este miércoles, además, se guardó un emotivo minuto de silencio en tres edificios: el Consistorio, el edificio de usos múltiples y la Tenencia de Alcaldía de Sabinillas.

Fue un acto de despedida y en el que se rindió homenaje a la memoria de los fallecidos, a quienes dejaron un ramo de flores y una vela encendida por su recuerdo. Además de amigos y familiares, se sumaron los compañeros de clase y profesores del menor, quien era alumno del IES Federico García Lorca de Estepona.

Según informaron los diarios portugueses, el accidente de tráfico sucedió el lunes de madrugada, cuando se produjo una colisión en Proença-a-Nova. La familia no sobrevivió. En el otro vehículo, de acuerdo con los medios del país vecino, viajaba parte del equipo de la cantante lusa Carolina Deslandes.

La propia artista se pronunció en su cuenta de Instagram para pedir respeto tras el siniestro para los tres trabajadores heridos, quienes ingresaron en un hospital en estado grave, además de mostrar sus condolencias a los familiares de los fallecidos.

Diario Sur

Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba