Nacionales

Codia dice completar circuito vial costaría RD$18 mil millones

El Colegio Dominicano de Ingenieros, Arquitectos y Agrimensores (Codia) reconoció los avances que ha tenido el país en materia de infraestructura vial. No obstante, indicó que aún faltan muchas obras por hacer, reconstruir y rehabilitar.

“Faltan algunas obras que necesitan intervenciones más importantes para adecuarlas al flujo vehicular y a la importancia de la región o provincia, como la carretera Navarrete-Puerto Plata, 15 de Azua–Barahona y Barahona–Pedernales. Una de las obras más solicitadas en los últimos tiempos, es la carretera Cibao-Sur, que aunque tiene muchos adeptos, también es rechazada por ambientalistas y algunas personas que consideran muy alto el costo de la misma. Entendemos que sería la única que falta para unir las diferentes regiones”, sostuvo el presidente del Codia, Juan Ramón Cruz.

El titular del gremio calificó de urgente la construcción de circunvalaciones en los municipios San Francisco de Macorís y Baní. Como logro, citó las iniciadas en Azua y San Juan de la Maguana, las cuales están por encima de un 50% de su construcción.

Al referirse a la inversión de estos proyectos viales, dijo que el costo dependerá mucho de su diseño, que lo define el tipo de obra, su flujo vehicular y la topografía imperante en la zona.

“Así que es muy difícil establecer montos que se puedan manejar de manera técnica sin un estudio ponderado de las mismas; sin embargo, estos son proyectos muy costosos que superan los 18 mil millones de pesos, aunque algunas de las mencionadas ya están comenzadas”, destacó.

Asimismo, precisó que el tiempo de terminación de un proyecto depende de la programación, recursos existentes y la capacidad del Estado para iniciarlo. Sin embargo, puntualizó que el costo de estas obras indica que su programación debe ser a largo plazo, las cuales podrían dividirse en dos periodos de gobierno.

En respuesta a la pregunta de si habría que declarar áreas de utilidad pública los lugares donde las obras viales pasarán, dijo que toda infraestructura vial importante afecta propiedades, mucho más cuando son circunvalaciones donde los terrenos suelen ser más costosos que en carreteras normales, debido a la cercanía de los pueblos. Señaló que en caso de resistencia de propietarios, al Gobierno solo le queda la opción expropiación.

Al ser abordado sobre la factibilidad de hacer carreteras y circunvalaciones bajo el esquema de concesiones, el máximo representante de la entidad gremial consideró que se trata de una metodología muy viable con impactos positivos en otros países; “sin embargo, aquí en República Dominicana la única obra concesionada como la Autovía del Nordeste (Juan Pablo II) no ha dejado buena experiencia por la gran cantidad de dinero que hay que pagar cada año por el peaje sombra, a parte de lo costoso que resulta el peaje de dicha autovía”.

Partiendo de ese ejemplo, Cruz calificó de inviable la concesión para realizar los proyectos antes citados, argumentando que el establecimiento de peajes ahuyentaría a los conductores, quienes optarían por seguir transitando por el centro de las ciudades.

Sugiere Red Vial asuma costo de obras

El titular del Codia rechazó la metodología de usar fondos del Gobierno y financiamientos internacionales en la construcción de obras viales, porque a su juicio empeña el patrimonio nacional, que con el tiempo presionan al aumento de impuestos para poder pagar intereses de préstamos contraídos. Consideró que el Estado podría hacerse cargo de manera total a través del Fideicomiso Red Vial, manejado por el Ministerio de Obras Públicas.

Fuente: El Caribe

Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba