Nacionales

Caso OMSA volvería a cambiar de jurisdicción

El expediente correspondiente a las irregularidades y a los actos de corrupción ocurridos en la Oficina Metropolitana de Servicios de Autobuses «OMSA» volvería a cambiar de jurisdicción, debido a que los jueces del Distrito Nacional no lo podrían conocer.

La Fiscalía del Distrito no acusó al exdirector de la OMSA, Manuel Rivas Medina, ni al exdirector financiero de la entidad, Faustino Rosario, del asesinato del profesor y abogado Yuniol Ramírez sino por desfalco contra el Estado, irregulares cometidas en la entidad que jurisdiccionalmente está ubicada en Santo Domingo Oeste.

En noviembre del año pasado, el coordinador de los Juzgados de Instrucción del Distrito Nacional, José Alejandro Vargas, declinó a Santo Domingo, el caso de Eddy Santana Zorrilla porque los hechos que le imputó el Ministerio Público fueron cometidos allá e indicó que la Suprema Corte de Justicia debía pronunciarse porque había un conflicto de competencia.

Ayer la fiscal Rosalba Ramos informó que depositó formal acusación contra Antonio Rivas Medina, Faustino Rosario, Eddy Santana, Argenis Contreras González (prófugo), José Antonio Mercado Blanco, alias El Grande; Víctor Elisander Ravelo Campos, alias El Herrero; Jorge Luis Abreu Fabián, alias DJ y El Taxita; Heidy Carolina Peña y Lilian Francisca Suárez Jáquez.

Explicó en el caso del exdirector de la OMSA, no se estableció su vinculación con el asesinato, pero sí se determinó que cometió los delitos de asociación de malhechores, soborno, crímenes de corrupción, fraude contra el Estado, corrupción en procesos de duplicidad de pagos, al igual que procesos de urgencia (esto es violentando procesos de licitación), y asociación de malhechores para cometer prevaricación, desfalco y estafa en perjuicio del Estado dominicano.

En tanto que a Rosario Díaz se les imputan los crímenes de asociación de malhechores, corrupción por fraude en procesos de selección de compras directas y sin contratos, duplicidad de pagos al igual que en procesos de urgencias, enriquecimiento ilícito derivado de actividades de corrupción, lavado de activos e incremento patrimonial.

Al empresario Eddy Santana solo se le acusa de soborno.

A Argenis Contreras González se le imputa la asociación de malhechores, el asesinato y el ocultamiento de cadáver de Yuniol Ramírez, así como actos de soborno. Mientras que José Antonio Mercado Blanco, alias El Grande, Víctor Elizander Ravelo Campos, El Herrero, Jorge Luis Abreu Fabián, alias El Taxista, Heidy Carolina Peña y Lilian Francisca Suarez Jáquez son imputados de asociación de malhechores para el asesinato y ocultamiento de cadáver de la víctima.

Fuente: Diario Libre

Etiquetas
Mostrar más

Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *